Represión y asesinato a la comunidad Qom: Basta de reprimir y asesinar a los que luchan por sus derechos

Este martes 23 de noviembre un grupo especial de la Policía de Formosa junto con matones y patrones, con un juez ordenándoles reprimir y la Gendarmería Nacional protegiéndolos conjuntamente con el gobierno provincial, asesinaron a dos miembros de la comunidad Qom de dicha provincia, Roberto López de la corriente Clasista y Combativa y Sixto Gómez, que estaban luchando por el derecho de poder vivir y trabajar en sus tierras.

Reprimir y asesinar a los que luchan por sus derechos no es un hecho aislado sino que se está convirtiendo en un hecho común. Darío y Maxi, Carlos Fuentealba, son nombres que no necesitan explicación. Hace un mes una patota sindical, para proteger los negocios de la burocracia sindical, empresarios y miembros del gobierno nacional, asesinaba -con la complicidad y protección de la Policía Federal- a Mariano Ferreyra, joven militante del Partido Obrero que estaba apoyando la lucha de los trabajadores tercerizados por su reincorporación y pase a planta permanente.

Diariamente, cuando trabajadores ocupados o desocupados, estudiantes, vecinos, salen a la calle para reclamar por sus derechos, los fiscales los denuncian y los jueces les abren causas penales, principalmente a los referentes, como forma de atemorizar al resto y desarticular la organización. Llegándose, como en el caso de Roberto Martino, a su detención.

Y en el interior, en Formosa, Chaco, Santiago del Estero, Salta, Jujuy, es cotidiana la persecución a los campesinos para quitarles sus tierras.

Se debe terminar con la represión a la protesta. Estos nuevos crímenes no pueden ni deben quedar impunes. Deben ser castigados todos los responsables. Debe ser castigado el Juez Mauriño quien, para defender los intereses de los ganaderos, ordenó reprimir. Deben ser castigados los miembros de la familia Celia que encabezaron a la policía y a la patota; también, a esa policía y a esa patota que reprimieron y mataron. Y las autoridades políticas y policiales que ordenaron y permitieron la represión y los asesinatos.

Se debe investigar por qué la Gendarmería dejó matar, se debe indagar y procesar al gobernador Gildo Insfrán, máximo responsable de todos estos años de persecución y represión a los pueblos originarios y a los campesinos en la provincia de Formosa, para quitarles las tierras y que éstas pasen a las manos de los oligarcas.

Repudiamos que la presidenta Cristina Fernández, a 48 horas de la represión y los asesinatos, haya permitido que el gobernador Insfrán hablara en un acto en la Casa Rosada, indiscutible forma de protegerlo y mostrarle su apoyo.

Por todo esto exigimos:

  • Basta de reprimir la protesta y asesinar a los que luchan.
  • Juicio y Castigo para todos los responsables de la represión a los miembros de la comunidad Qom y de los asesinatos de Sixto Gómez y Roberto López.
  • Juicio Político al Gobernador Gildo Insfrán. Que el Gobierno nacional deje de protegerlo.

Organizaciones firmantes:

  • AEDD (Asociación de Ex Detenidos Desaparecidos)
  • ASOCIACION DDHH CAÑADA DE GOMEZ
  • CADEP (Coordinadora Antirrepresiva por los Derechos del Pueblo)
  • CADHU (Centro de Abogados por los Derechos Humanos)
  • CEPRODH (Centro de Profesionales por los Derechos Humanos)
  • Comité por el cese de la persecución a Roberto Martino
  • EATIP (Equipo Argentino de Trabajo e Investigación Psicosocial)
  • LIBERPUEBLO
  • AGD-UBA (Asociación Gremial Docente de la Universidad de Buenos Aires)
  • CCC (Corriente Clasista y Combativa)
  • MST (Movimiento Socialista de los Trabajadores)
  • PTS (Partido de los Trabajadores Socialistas)
Publicado en Declaraciones, Novedades