Documento Familiares de Cromañon: A 86 meses del desastre previsible de Cromañon; a 1 semana del desastre previsible de los trenes de Once

¡¡Todos íbamos en ese tren!! ¡¡Todos somos sobrevivientes!!

A 86 meses del desastre previsible y evitable de Cromañón, y por eso mismo “masacre” que se llevara la vida de 194 jóvenes y provocara el sufrimiento indecible de miles de sobrevivientes, familiares sobrevivientes y amigos abrazamos en el dolor y acompañamos en la lucha a los familiares de las víctimas fatales y heridos del desastre previsible y evitable del tren en Once.

Hacemos nuestras las palabras de los papás de Lucas Menghini Rey cuando evalúan  “el hecho ocurrido como un desastre previsible y no como un accidente, considerando que se elige dicho término para eludir responsabilidades”.

Nosotros conocemos ese operar, que fue el mismo del Gobierno de la Ciudad y el Gobierno Nacional frente a la masacre de Cromañón. También ha sido calcada la huida presidencial ante ambos hechos de tamaña gravedad.

Denunciamos y reafirmamos nuestra lucha inclaudicable:

-          contra la corrupción de funcionarios que contratan empresas sin verificar sus credenciales

-          contra los oídos sordos ante las advertencias de que un desastre podía pasar, en este caso las de la Auditoría General de la Nación, los trabajadores ferroviarios y numerosos usuarios.

-          Contra la falta de cuidado y respeto denunciados en la morgue

-          Contra la culpabilización de las victimas, ya sea por ser jóvenes, por ser trabajadores, o por viajar en condiciones infrahumanas para poder llegar a tiempo a los empleos. Como plantean los familiares de la masacre del tren, “Tratar de convertir a la víctima en culpable es un recurso vil, bajo, bastardo y canalla, esgrimido por quienes no tienen ni un solo argumento válido que avalen su accionar, que merece el máximo rechazo de cada uno de nosotros.”

-          Contra la privatización de los servicios y de la vida

-          Contra la lógica que privilegia los negocios por sobre el valor incalculable de la vida humana

-          Contra la lógica que culpabiliza a los trabajadores del ferrocarril, víctimas en realidad de un sistema laboral y de vida que los pone en riesgo constantemente

Todas estas lógicas estuvieron presentes en la masacre de Cromañón y ahora, en esta nueva masacre por negligencia, desidia y corrupción, contra el pueblo argentino.

A todos pudo pasarnos Cromañón, a algunos nos pasó. A todos pudo pasarnos la masacre del tren, a algunos les pasó. Pero lo peor de todo es que pueden seguir pasando, ambas masacres, a todos y cada uno de nosotros porque las condiciones que las generaron están presentes.

Como lo denuncian los trabajadores ferroviarios,

Las 700 víctimas del choque de Once, con 51 muertos hasta ahora, no han sufrido un accidente. Han padecido la consecuencia de la falta de mantenimiento e inversión que caracterizó la gestión de las concesionarias desde la privatización menemista al presente. Son víctimas también de la continuidad del negocio bajo el kirchnerismo, que benefició a Cirigliano, Roggio, Romero, Macri, Moyano y la actual conducción de los gremios ferroviarios con multimillonarios subsidios. Una verdadera mafia que maneja la Secretaría de Transporte de Juan Pablo Schiavi a su antojo.

Sale a la luz sin escarbar demasiado, y sin necesidad de ser expertos en el tema, que TBA forma parte del emporio Cirigliano, que se hizo conocido en Salta cuando Saeta le compró colectivos que, según el informe técnico, no reunían las condiciones básicas para circular. El grupo maneja TBA (el nombre real de la empresa es Cometrans) y cultivó excelentes relaciones con el ex secretario de Transporte Ricardo Jaime. Cometrans no solamente controla TBA (trenes) sino también EMFER (industrias ferroviarias), TAT (automotriz) y Baires ferrovial. Entre su historial, Cirigliano tiene los antecedentes de haber fundido la aseguradora Aluga y la línea de colectivos La Lujanera.

La conversión de formaciones eléctricas Sorefame, traídas de Portugal, para ser remolcadas por locomotoras Diesel es reveladora de que toda la inversión estatal se transforma en retornos para los funcionarios y en una regresión tecnológica. Esas formaciones son producto de una compra multimillonaria de material obsoleto de la mano del ex secretario de Transporte Jaime hoy procesado, pero libre y participando de actos oficiales.

Recordamos junto a los trabajadores, algunos de los supuestos “accidentes” que en los últimos tiempos han implicado a los trenes de pasajeros, lista que no incluye otras situaciones de riesgo que los usuarios de los trenes conocen y sufren cotidianamente:

El 2 de enero, descarriló un tren que se dirigía de Retiro a Tucumán con 1.400 pasajeros a bordo. El 18 de diciembre del año pasado, una locomotora que debía enganchar a una formación que estaba detenida en la estación Temperley no frenó a tiempo y la chocó: 17 heridos. El 28 de noviembre descarriló en Chascomús el nuevo tren Talgo a Mar del Plata. El 13 de septiembre, un tren embistió a un colectivo y luego chocó contra otra formación en la estación Artigas, del barrio de Flores, en un paso a nivel sin banderillero y con una barrera automática descompuesta: once muertos y 228 heridos. El 16 de febrero, un tren de Ferrobaires no frenó y embistió a otro de Ugofe a la altura de estación San Miguel: cuatro muertos y más de 100 heridos.

La Auditoría General de la Nación advirtió “varias veces” que la empresa Trenes de Buenos Aires (TBA)  no cumplía los requisitos básicos sobre seguridad operativa y mantenimiento. Esos informes fueron desoídos por la Secretaría de Transporte y la Comisión Nacional Reguladora del Transporte.

Como los informes del organismo no son vinculantes, se convierten en recomendaciones que nadie se encarga de hacer cumplir. Entre otras cosas, el informe denunciaba que TBA

-          no presentó los planes de mantenimiento necesario ni dio respuesta a los pedidos de aclaración

-          promedio 4 equipos por día en el ramal Once-Moreno cuentan con fallas consecuencia de falta de mantenimiento

-          las falencias más frecuentes y en general recurrentes en casi todas las unidades inspeccionadas son: falta de certificados de habilitación técnica o certificados vencidos, sistema de enclavamiento de puertas inoperativo, falta de manija de freno de emergencia, freno de mano inoperante, volante de freno de mano faltante, ventanas c/rejas de alambre fijas, cilindro de freno  inoperativo, zapata de freno fuera de banda de rodadura o acanalada, estañas de ruedas fuera de norma, pedestal de ruedas fisurados, etc.

-          Falencias  en la señalización de los paso a nivel, que no son normalizadas por TBA.

-          Estado deficitario del sistema de vías

-          Mal estado general de mantenimiento edilicio de las estaciones.

Sobre el comportamiento de TBA, el informe de AGN señala que ante las deficiencias constadas en las inspecciones, la empresa suele hacer su descargo “alegando el incumplimiento del Estado Nacional de sus obligaciones contractuales, y solicitando la vista de los expedientes y suspensión de plazos ante cada requerimiento.

Como vemos, como en Cromañón, otra vez el Gran Bonete.

En relación con los funcionarios intervinientes, es importante saber que en materia de transporte ferroviario, hay un número importante de procesos penales en los que se investiga las concesiones, la provisión de subsidios, la compra de coches para suplir formaciones, el enriquecimiento a partir de la recepción de regalos y dádivas etc; pero la impunidad del sistema penal permite que prácticamente ningún delito económico de esta naturaleza sea castigado, prescribiendo las causas o languideciendo en los juzgados. Recordemos entre otras, la cantidad de acusaciones que pesan sobre el ex Secretario de Transporte de la Nación, Ricardo Jaime; o la compra de formaciones a empresas españolas y portugueses (1500 millones de pesos) que no pudieron ser utilizadas por no ajustarse a los requerimientos (después de compradas el 80% de los vagones están arrumbados en talleres) o la compra de trenes a China SIN LICITACION PUBLICA.

En relación con el ente regulador, es decir la CNRT (Comisión Nacional Reguladora del Transporte) , su estructura institucional está desintegrada, no cuenta con un directorio en funciones, su interventor es elegido unilateralmente por la Presidencia y sin procedimiento de selección, junto a esto no creó ni tiene previsto incluir una Comisión de Usuarios que participe.

Por estos motivos consideramos que la lógica Cromañón se repite y ha vuelto a cobrarse invaluables vidas humanas, muchas de ellas jóvenes, vidas de trabajadores como nosotros. Repudiamos las crueles palabras del Secretario de Transporte Schiavi quien pretende eludir su responsabilidad violentando nuestro sentir y el de todas las víctimas.

Once se está convirtiendo en un lugar emblemático por terribles razones.  Parece que por allí pasamos muchos, para tomar el tren, el subte, para trabajar, para ir a un boliche, pero que sólo servimos para que hagan negocios con nosotros, sin cuidado, sin gasto del Estado. Once es la República Cromañón, el paraíso de los prostíbulos y la trata de personas, los incendios y los talleres clandestinos, el tránsito abarrotado; los negocios de mala muerte, pero la mala muerte es siempre para nosotros, nuestros hijos, el pueblo. El paraíso también de los negociados de funcionarios, inspectores, policías y gobernantes.

Once es para nosotros, familiares sobrevivientes y amigos de Cromañón, también Levy y sus negocios intactos. Levy, empresario de Cromañón, y López, alto funcionario ibarrista, caminando libres por las calles. Un juicio que está por comenzar y que pedimos al pueblo todo, acompañe, como debemos acompañar el reclamo de justicia de familiares y victimas de la masacre del tren en Once.

-JUICIO Y CASTIGO A LOS RESPONSABLES POLITICOS Y MATERIALES DE LA MASACRE DEL TREN EN ONCE

- RESCISION YA DEL CONTRATO A TBA

- INVESTIGACION PROFUNDA DE OTROS CONTRATOS CON EMPRESAS DE TRANSPORTE EN LA NACION Y EN LA CIUDAD

- RENUNCIA DE SCHIAVI Y SUS FUNCIONARIOS

Nos movilizamos y acompañamos a las víctimas de la masacre del tren de Once, que somos todos.

-JUICIO Y CASTIGO YA A LEVY Y LOPEZ EN EL SEGUNDO JUICIO CROMAÑON

-QUE CASACION Y CORTE SUPREMA SE EXPIDA YA SOBRE LAS SENTENCIAS DEL PRIMER JUICIO CROMAÑON

A más de 7 años, no hay ningún responsable preso!

LOS PIBES DE CROMAÑON PRESENTES

LAS VICTIMAS DEL TREN EN ONCE PRESENTES

Ahora y siempre

Publicado en Declaraciones, Novedades